Te necesitamos para que los menores de familias acogidas por el Proyecto de Protección Internacional del Hospital San Juan de Dios de León consigan ordenadores portátiles convertibles en tabletas para poder continuar con sus estudios. En tiempos de la pandemía de COVID-19, haz que ningún menor se quede atrás en su aprendizaje por no disponer de medios digitales.

La educación es una fuerza para la enseñanza del respeto y la tolerancia, para la comprensión mutua y el diálogo y para la erradicación de la pobreza. Sin embargo, con la pandemia del Covid-19 como telón de fondo, este derecho – que en estos momentos se traduce en la garantía del “acceso universal” a internet en el hogar- se ha quedado para muchos en papel mojado.

Con el objetivo de cerrar una brecha digital, que ya deja atrás a millones de escolares, desde el Hospital San Juan de Dios de León y su Obra Social necesitamos tu apoyo para que los niños de las familias acogidas a nuestro Programa de Protección Internacional no pierdan más oportunidades de futuro.

La Orden Hospitalaria San Juan de Dios cuenta con 400 centros en 55 países para atender a las personas más frágiles de la sociedad. Solo en León su Proyecto de Protección Internacional ha atendido en lo que va de año a 85 refugiados (15 familias y 17 personas solas). Una cifra que asciende a 446 personas si también se tiene en cuenta a Llar Sant Joan de Déu de Manresa y al Centro San Juan de Dios de Ciempozuelos. Esta labor se realiza en el marco del Programa de Acogida y Protección Internacional que financia el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones.

¡Ayúdanos a superar este reto!

¿Qué podemos conseguir juntos?

En este sentido, tras ayudar a una quincena de familias y ante la previsión de que lleguen siete nuevas a partir de junio, es urgente adquirir ordenadores y/o tabletas para que su escolarización no se vea interrumpida. Hasta el momento se han prestado siete dispositivos.

El objetivo no es otro que llenar el vacío educativo durante su confinamiento y evitar que se demore aún más el proceso de aprendizaje de estos menores, que ya se ha visto afectado por la guerra y el desplazamiento.

¿Qué van a necesitar nuestros menores?

Este material tendrá un coste de 4.233 euros. En concreto, se trataría de:

  • 20 ordenadores portátiles convertibles en tabletas ‘Lenovo Thinkpad Yoga 11E-G3’ con apertura de 360º y procesador Intel Celeron N3150 de 1,6 GHz, 8GB de RAM, 128GB SSD de disco duro Webcam, Windows 10 y dos años de garantía.

Todos los equipos, que serán adquiridos a la empresa leonesa Smart Dragon, son reacondicionados al objeto de contribuir a reducir el impacto medioambiental que produce los componentes electrónicos. Además, con el fin de aportar su grano de arena a la campaña, Smart Dragon contribuye con un descuento del 15 por ciento.

  • Con 25 euros, contribuyes a que uno de estos menores tenga conexión a internet en su hogar.
  • Con 50 euros, consigues que dos niños puedan tener acceso telemático a la educación y el ocio.
  • Con 100 euros, cubres la mitad de lo que cuesta uno de estos portátiles convertibles en tabletas.
  • Con 200 euros, financias la compra de un equipo para que su aprendizaje no se detenga.

Por este motivo, todas y cada una de vuestras aportaciones son importantes y suman. Además, puedes tener beneficios fiscales: si aportas 10 euros para esta campaña y no tienes otros donativos, cuando realices tu declaración de la renta el próximo año, Hacienda te descontará 7,50 euros (*). Es decir, el coste real será de sólo 2,50 euros. Para ello tienes que identificarte correctamente al hacer el donativo (nombre y apellidos, NIF y domicilio completo).

Juntos lo lograremos. Porque, como bien asegura, Adolfo Pérez Esquivel, premio Nobel de la Paz: “La pandemia es un desafío de construcción colectiva”.

Puedes seguir esta campaña en nuestros perfiles de Facebook (https://www.facebook.com/hospitalidadsjd/, https://www.facebook.com/hsjdleon), Twitter (https://twitter.com/HospitalidadSJD,  https://twitter.com/hsjdleon) o Instagram (https://www.instagram.com/hospitalidadsjd).

#LaEducacionSuRefugio

¡Quiero sumarme al reto!