La campaña La Vida Misma estrena este año su segunda edición dando vida a todos y cada uno de sus personajes. Mientras buscábamos algún proveedor, al Centro San Juan de Dios de Valladolid se le ocurrió la genial idea de que fueran ellos mismos los que produjeran los personajes de cartón que dan cuerpo a Maria, Hamida, Manuel, Teresa y Paco con el Taller Ocupacional de Cartonaje.

¡Manos a la obra! Monitores y cuidadores dan el pistoletazo de salida explicando a los usuarios el motivo de la campaña y las difíciles realidades que viven las personas sin hogar y en riesgo de exclusión social. Comenzaron a distribuirse las tareas: Gloria, Beatriz, Vanessa y Héctor, junto a Begoña Crespo, se hacían responsables de la pintura y esbozaron cada uno de los trazos de esta campaña.

Mientras tanto, Benjamín, Laura, Mamen y Susana, apoyados por Rafa, se ocupan del corte. Más tarde, se les sumaría el Taller Ocupacional de Carpintería de Javier. Tenían claro que juntos suman más. Y así fue, todos dieron forma a las siluetas y no pararon hasta que consiguieron que todos los personajes de La Vida Misma se pusieron de pie.

¡Ya sólo quedaba la cartelería! Y ahí estaban ya preparados José Antonio, Alberto, Fidel y sus monitores, Juan Carlos y José. Carmen supervisaba y agilizaba todo el proceso, “todo tenía que estar en tiempo y forma”. Y es que como destaca Noemí Silva, Directora Técnica del Centro Ocupacional San Juan de Dios, “la producción de los materiales de esta campaña ha tenido un resultado excelente gracias al gran equipo que la ha realizado y las capacidades de las personas a las que prestamos apoyos”.

Derecho a la seguridad económica y social

Con motivo del día de Discapacidad, más de 900 personas con discapacidad de nuestros centros exigen su “derecho a la seguridad económica y social”. Sólo el 35% del 1.800.000 de personas con discapacidad en España en edad de trabajar tiene un empleo, 42 puntos inferior a la población sin discapacidad. Unas cifras que les sitúan entre las personas que viven en exclusión social y que quiere visibilizar la campaña de La Vida Misma.

“Aunque las cifras muestren un desequilibrio, debemos hacer una valoración positiva por el avance en los últimos años en materia de empleo que facilitan la consecución de los proyectos de vida de las personas con discapacidad: financiación de fondos sociales europeos, aumento de personas de discapacidad en empresas, contrataciones en el sector público con Centros Especiales de Empleo”, indica Noemí Silva “ello favorece el aumento de la oferta laboral y la posible incorporación laboral”.

Vamos en buen camino, pero queda mucho camino por recorrer” continúa “todavía debemos sensibilizar a empresas que no pertenecen al tercer sector, así como poner el énfasis en las capacidades de las personas con discapacidad”.

Noemí también invita a las empresas a apoyar a personas con discapacidad intelectual. “La apuesta del sector empresarial suele ser por personas con otras discapacidades, teniendo aún prejuicios relativos a las personas con discapacidad intelectual. Estas personas están cualificadas para el desempeño de cualquier empleo que esté adaptado a sus necesidades de apoyo. Nuestra experiencia lo avala. Con apoyos personalizados, debemos volver a poner el foco en sus capacidades”.

Centro Ocupacional de San Juan de Dios

El Centro Ocupacional es un servicio integrado en el Centro San Juan de Dios de Valladolid. Su objetivo es la inclusión, desarrollo social, autonomía personal y capacitación de las personas adultas con discapacidad intelectual. Este centro atiende a 220 personas. Sus paredes respiran ilusiones y vivencias que permiten crecer juntos a todos: usuarios y profesionales.

La Vida Misma

La Vida Misma es una campaña de sensibilización promovida por la Orden Hospitalaria San Juan de Dios, con la subvención del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, para dar a conocer la realidad de las personas que se encuentran en situación de exclusión social y promover actitudes positivas de la sociedad hacia este problema.

San Juan de Dios atiende al año a más de 13.000 personas sin hogar a través de los 12 centros y dispositivos residenciales que tiene en España, incluyendo albergues y pisos.